Pablo San Nicasio edita el libro “Un payo entre los flamencos”

Un payo entre los flamencos

Memorias castizas de Hubertus J. Wilkes en la España de la transición.

Después de los dos magníficos volúmenes de “Contra las Cuerdas”, el guitarrista y periodista Pablo San Nicasio sigue dando visibilidad a la guitarra flamenca con un libro dedicado a Hubertus J. Wilkes.
El guitarrista holandés, fue uno de los primeros que tuvo el valor de enfrentarse al flamenco en un mundo poco globalizado y que nada tiene que ver con la universalización de la guitarra flamenca en la que hoy nos movemos.
El libro de San Nicasio se divide en dos partes, la primera de ellas transcurre a través de los recuerdos del Payo Humberto y en la segunda encontramos un extenso anexo con los perfiles de muchas personas y lugares emblemáticos de la España flamenca de finales de la dictadura y la transición con los que se relacionó.

 

H.J.Wilkes cuenta su primer contacto con la música flamenca gracias a unos emigrantes gaditanos que trabajaban en Holanda, su primer viaje con su madre a Andalucía y posteriormente, su desembarco en Madrid donde empezó a relacionarse con muchos artistas. Uno de los momentos clave de la vida de este holandés errante fue el ser becado y poder tomar clases de su dios de la sonanta, Niño Ricardo.
Si Holanda es su patria a España la denomina su “matria”, este sentimiento no solo es por su pasión por el flamenco, es el compartir vivencias muy importantes, con flamencos tan comprometidos como Morente, en el cambio de un país que peleaba por su libertad y donde participó.

 

A partir de aquí, no queremos desvelar más sobre estas interesantes memorias y solo apuntar que Humberto cita, entre cantaores, guitarristas, bailaoras, escritores, guitarreros, grabaciones, tablaos, programas de televisión, peñas o músicos, un total de 108 referencias que, como antes habíamos apuntado, conforman la segunda parte del libro para seguir enriqueciéndonos gracias a la pluma del autor.